Las empresas de turismo activo avanzan en su lucha por la supervivencia de su sector

Las empresas de turismo activo se alían con las agencias de viaje y guías culturales para solicitar la reducción del IVA y disponer de un IAE propios para que las ayudas estatales sean efectivas

En regiones como Aragón, el turismo deportivo generó 500 puestos directos de trabajo el pasado año y supuso una facturación de 15 millones de euros

Las empresas de turismo activo de Aragón, junto a las agencias de viajes y los guías culturales, avanzan en su objetivo de mejorar la situación de su sector, tras la reunión celebrada ayer jueves con la Secretaría de Turismo del Gobierno de España. Y es que la reducción del 21% de IVA actual al 10% y un IAE propio, son claves para garantizar la supervivencia de este sector tan castigado por la pandemia y que supone un motor fundamental en la lucha contra la despoblación del entorno rural.

Tras varias gestiones preliminares, ayer se produjo la primera reunión entre Ricardo Rosas Romera, asesor de la Secretaría de Estado de Turismo, y los portavoces del tejido de turismo activo de Aragón: AgnèsDewulf, presidenta de Asociación Turismo Deportivo de Aragón, (TDAragón); Alba Cruells,  presidenta de Asociación de Agencias Receptivas de Aragón (ARPTA); y Roberto Orós, representante de las empresas y guías de Turismo cultural de Aragón.

A la espera de recibir más documentación por parte de estas asociaciones y continuar con las negociaciones, la Secretaría ha manifestado ya su interés por atender las necesidades del turismo activo, un importante motor dentro del turismo de interior. Se trata de un sector estrechamente vinculado con el desarrollo de las zonas rurales de baja densidad de población, ya que más del 97% de las empresas se ubican en este ámbito. Solo en Aragón, el turismo activo da empleo a más de 1.500 personas de forma directa, las agencias de viajes a 1.200 y el turismo cultural a 3.000. Por cada empleo directo se estiman cuatro indirectos, unascifras extrapolables al resto de España.

En este sentido, para la Administración es primordial alcanzar los objetivos de la Agenda 2030con especial énfasis en asegurar la calidad de vida en el medio rural atrayendo especialmente a los jóvenes y mujeres, y contribuyendo a la lucha contra el despoblamiento. Así, durante la reunión, la intención manifestada ha sido trabajar para trazar vías para mejorar la competitividad de estas empresas ubicadas en zonas rurales en términos de tributación.

Sin duda, un paso más para estas asociaciones que han actuado en representación de más entidades de ámbito nacional en su lucha para disponer de un epígrafe propio en el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) y la reducción del 21% de IVA actual al 10%, tal como tributa el resto del sector turístico (hostelería y hotelería). Estas demandas se han trasladado también a la plataforma Change.org, que cuenta ya con dos mil firmas.

Según datos de la propia Secretaría de Estado de Turismo, entre los años 2014 y 2018 la creación de empresas de turismo activo aumentó un 92,37%. De hecho, en 2018 había registradas 4.690 empresas de turismo activo en España con un volumen de facturación medio de 82.382 euros. Sin embargo, la pandemia y la delicada situación económica por la que pasan amenaza la supervivencia de estos valiosos agentes vertebradores del territorio.

Deja un comentario