La Guardia Civil de Teruel rescata a 6 cachorros de pastor alemán enterrados vivos en una localidad del Bajo Aragón

[et_pb_section admin_label=»section»][et_pb_row admin_label=»row»][et_pb_column type=»4_4″][et_pb_text admin_label=»Texto» background_layout=»light» text_orientation=»left» text_font_size=»14″ use_border_color=»off» border_color=»#ffffff» border_style=»solid»]

Los cachorros tenían pocos días de vida.

Dos personas están siendo investigadas como presuntas autoras de un delito contra la flora, fauna y animales domésticos.

La Guardia Civil de Teruel rescató el pasado 9 de agosto a 6 cachorros de pastor alemán que habían sido enterrados vivos en una finca de una localidad de la Comarca del Bajo Aragón. Dos personas están siendo investigadas como presuntas autoras de un delito contra la flora, fauna y animales domésticos.

En la mañana del 9 de agosto, los agentes del SEPRONA de la Guardia Civil de Alcañiz tuvieron conocimiento a través de la llamada de un ciudadano, de la existencia de 6 cachorros con pocos días de vida, enterrados vivos. En ese preciso instante los agentes se desplazaron al lugar comprobando que la información ofrecida era cierta.

Cercano al lugar, y tras una valla, los Guardias Civiles evidenciaron la existencia de dos perros adultos (macho y hembra). La hembra tenía claros síntomas de haber parido recientemente. Los agentes le enseñaron a los cachorros a través de la valla y el animal demostró gran agitación y nerviosismo, comprobando por el estado de euforia y el gran parecido, que los cachorros eran suyos. En ese mismo momento los Guardias Civiles se los entregó poniéndose a amamartarles de inmediato.

Las indagaciones realizadas han dado como resultado la investigación de dos personas como presuntas autoras de un delito contra la flora, fauna y animales domésticos.

Las diligencias instruidas han sido puestas a disposición del Juzgado de Instrucción nº 2 de Alcañiz.


Desde la Guardia Civil se ha querido destacar, el agradecimiento a la colaboración ciudadana, que pusieron en conocimiento los hechos, y sin cuya inestimable colaboración no se habría podido resolver este caso, salvando a los cachorros de una muerte segura.

La Guardia Civil, a través de su campaña «Yo si puedo contarlo», trata de concienciar a los ciudadanos, para que promuevan la protección y bienestar de los animales de compañía, y denuncien las conductas contrarias que sean observadas.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Deja un comentario