El simulacro de un incendio forestal en Nonaspe pone a prueba a catalanes y aragoneses

El simulacro de un incendio forestal en Nonaspe pone a prueba la coordinación de los dispositivos de extinción catalanes, aragoneses y del Ministerio.

El ejercicio, promovido por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, pretende mejorar la colaboración interautonómica, de forma que sea posible una asistencia recíproca y la utilización conjunta de medios materiales y personales.

Estos simulacros son necesarios para mejorar la coordinación entre los diferentes cuerpos de prevención y extinción de incendios, el cambio climático nos va a obligar a enfrentarnos a futuros retos para los que debemos estar altamente preparados.

El director general de Medio Natural y Gestión Forestal del Gobierno de Aragón, Diego Bayona, ha asistido este miércoles, 29 de septiembre de 2021, al simulacro de incendio forestal promovido por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) en Nonaspe. La finalidad de estas prácticas, organizadas en el marco del Programa Nacional de Preparación en Incendios Forestales (PPIF) es realizar un ejercicio de campo sobre un escenario de un incendio forestal que afectaría a las autonomías de Aragón y Cataluña.

“Estos simulacros son necesarios para mejorar la coordinación entre los diferentes cuerpos de prevención y extinción de incendios, el cambio climático nos va a obligar a enfrentarnos a futuros retos para los que debemos estar altamente preparados”, ha explicado Bayona. «Aunque las competencias en prevención y extinción de incendios son de las Comundiades Autónomas, el fuego no entiende fronteras y necesitamos llevar a cabo estas labores y dinámicas de coordinación entre las Administraciones para afrontar un gran incendio forestal, en caso de sucediese», ha añadido el Bayona, quien también ha querido agrader durante su intervención la disposicón y las participación de todos los efectivos forestales en el simulacro.

Existen diversas situaciones en las que los recursos de distintas administraciones se comparten. Un caso especialmente complejo es el de un incendio forestal que afecta al territorio de más de una comunidad autónoma y que requiere del establecimiento de un mando único de extinción (MUE) que garantice, respetando las competencias de cada parte, la coordinación necesaria para unas operaciones de extinción seguras y eficientes.

El objetivo general del ejercicio es mejorar la colaboración entre ambos dispositivos de extinción en incendios forestales, el operativo de prevención y extinción de Incendios Forestales de Aragón (INFOAR) y Bomberos de Cataluña (Bombers de Catalunya), de forma que sea posible una asistencia recíproca y la utilización conjunta de los medios personales y materiales. En particular se pretende mejorar:

  • La compatibilidad de los Sistemas de Mando de Incidentes (SMI) de cada dispositivo.
  • La coordinación y colaboración interadministrativa a nivel regional y nacional en incendios forestales en los que se comparten recursos y se establece un mando único de extinción (MUE) al verse afectado el territorio de dos comunidades autónomas diferentes.
  • La integración de los medios terrestres y aéreos de distintas administraciones en un incendio que afecta a dos comunidades autónomas.
  • La coordinación y colaboración en los aspectos logísticos asociados a las operaciones de extinción del incendio.

El simulacro de incendio forestal ha tenido lugar en el entorno de la localidad de Nonaspe (Zaragoza) y, además de los recursos de Aragón y Cataluña, también han participado recursos de refuerzo para la lucha contra incendios forestales del MITECO, aportando tanto medios materiales como humanos.

Entre otros, en el ejercicio han participado observadores de Galicia, Castilla la Mancha y Castilla León, Andalucía, Navarra, Madrid, El País Vasco, Cantabria, Islas Baleares, la Fundación Pau Costa, la UME, Protección Cicil o el Cuarto Destacamento de Zaragoza.

Deja un comentario