El Servicio Provincial de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente de Teruel ultima los trámites de aprobación de los Planes de Gestión Forestal de los montes de Aliaga

Las actuaciones se financiarán con los ingresos percibidos por el municipio de las energías renovables.
Están previstos vallados de pastos, nuevos abrevaderos, el mantenimiento de las balsas anti-incendios, la mejora de caminos, puntos de agua para favorecer la biodiversidad y, sobre todo, repoblaciones encaminadas a restaurar el incendio de 2009.

La coordinación entre el Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón y el Ayuntamiento de Aliaga permitirá que, parte de los ingresos que el municipio ingresa por los parques eólicos que ya están instalados, se inviertan en la Gestión Forestal Sostenible de todos los montes de su propiedad, cuya gestión corresponde al el Servicio Provincial de Teruel.

Tras el acuerdo entre ambas entidades se ha decicido que, parte de los ingresos que ya recibe el ayuntamiento, se destinen a elaborar los Planes de Gestión Forestal de los montes de Aliaga. La legislación forestal obliga a que todos los montes tengan su instrumento de gestión y desde el Servicio Provincial se considera un pilar fundamental para la conservación y mejora de los montes turolenses, asegurando su aprovechamiento ordenado y sostenible. Además, tener un instrumento de gestión forestal en vigor posibilita la obtención del Certificado de Gestión Forestal Sostenible PEFC y facilita la comercialización de productos maderables cumpliendo las exigencias de los Reglamentos Europeos. De esta forma, se asegura la sostenibilidad y mejora de nuestras masas forestales bajo todos los estándares internacionales.

Por otro lado, la legislación forestal estatal y autonómica obliga a que, del total de los ingresos que percibe un monte de utilidad pública provenientes de sus propios recursos, bien sea madera, pastos, colmenas, setas, caza o cualquier otro, el 15 % se destine a un fondo que debe invertirse en la mejora de la conservación del propio monte y con carácter anual. Así, en Aliaga, la llegada de los parques eólicos y su ubicación en Montes de Utilidad Pública ha supuesto un cambio sustancial en la cuantía de este fondo, con un gran incremento que posibilitará trabajar y conservar el monte.

El Ayuntamiento de Aliaga posee gran cantidad de terreno forestal en propiedad, concretamente, 12 montes que ocupan una superficie de 5.265,98 hectáreas, parte de ellos, afectados por el Gran Incendio Forestal (GIF) del año 2009, que calcinó 7.301,13 hectáreas en total.

Los principales objetivos recogidos en los planes son la preservación de la cubierta forestal en las mejores condiciones, promover actuaciones de selvicultura preventiva frente a incendios, asegurar el buen estado fitosanitario de los montes, proteger el suelo frente a la erosión, aplicación de técnicas selvícolas para naturalizar repoblaciones, fijación de CO2, adecuación de los montes al uso social, recreativo y cultural, mejora de los hábitats, gestión y mejora de los pastos, entre otros.

Como objetivos concretos recogidos en el plan se prevé el vallado de pastos, la instalación de nuevos abrevaderos, el mantenimiento de las balsas anti-incendios, la mejora de caminos, puntos de agua para favorecer la biodiversidad y, sobre todo, repoblaciones encaminadas a restaurar el incendio del 2009.

Los planes, con una vigencia de 15 años, prevén unos ingresos en el fondo de mejoras, es decir, del 15% de los ingresos totales de 2,4 millones de euros, aproximadamente 360.000 euros estarán disponibles para ejecutar las actuaciones recogidas en ellos.

“Esta iniciativa que estamos trabajando junto al Ayuntamiento de Aliaga es muy importante para la administración forestal en tanto en cuanto visibiliza una nueva forma de hacer en la gestión forestal que tratamos de impulsar desde el Servicio Provincial que se basa en la implicación del Ayuntamiento propietario en la gestión de sus montes y en la medida de lo posible hace que los ingresos del propio monte sostengan las inversiones y actuaciones necesarias en su gestión ordinaria, conservación y mejora”, explica el director del Servicio Provincial de Teruel, Pedro Polo Asimismo, recuerda que la superficie forestal de Teruel “es enorme y totalmente inabarcable exclusivamente con inversiones públicas”. “Además, la madera ya no puede sostener exclusivamente estas inversiones como sucedía hace 50 años donde además de empleo nutría los fondos de mejora para mantener infraestructuras o realizar tratamientos selvícolas, en este sentido otras actividades en el monte pueden contribuir a paliar esto, y sin duda las energías renovables que ya se ubican en montes de utilidad generan grandes recursos”, añade.

Actualmente, continúa el procedimiento administrativo preceptivo para aprobar los planes de gestión y una vez aprobados se comenzarán a ejecutar. Cabe recordar que la financiación está asegurada a través de los fondos de mejora, y que existe una dirección técnica de ejecución y control por parte del Servicio Provincial de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, un propietario que se asegura unos productos certificados y una gestión forestal sostenible que mejorará sus bosques.

Deja un comentario