UAGA CONSIDERA QUE SE PODÍA HABER HECHO MÁS.

Chismorrea con tus amigos

Se ha reunido UAGA con el Delegado del Gobierno para tratar la Investigación sobre los hechos ocurridos entre el 5 y el 14 de diciembre en Albalate y Andorra.

El Secretario General de UAGA-COAG, José Manuel Penella, acompañado del responsable de los Servicios Jurídicos de UAGA, Pablo Martínez, se han reunido con el Delegado del Gobierno en Aragón, Gustavo Alcalde, y el General Jefe de la 8º Zona de la Guardia Civil. El pasado viernes, UAGA solicitó a la Delegación,  que se abriera una investigación sobre los hechos ocurridos entre el 5 y el 14 de diciembre en Albalate y Andorra. Atendiendo dicha solicitud, la Delegación ha convocado la reunión en el día de hoy.

Por parte de la Delegación del Gobierno y de la Guardia Civil,  se ha trasladado que los Cuerpos de Seguridad desde el día 5 “hicieron lo que tenían que hacer”, siguiendo varias líneas de investigación según el protocolo que tenían establecido y utilizando los medios adecuados.

UAGA agradece la información recibida, con la cautela de que aún existe decretado el secreto de Sumario, y entiende que no debe perderse la confianza en la Guardia Civil y destaca la implicación y la colaboración del sector agrario en general y de José Luis Iranzo en particular, con las Fuerzas de Seguridad.

Ahora bien, UAGA entiende que el operativo especial, con batida por los Grupos de Reserva de la Guardia Civil, previsto para el día 15, debería haberse realizado antes. Aunque se mantuvieran abiertas otras líneas de investigación, debería haberse valorado con más fuerza la peligrosidad del autor de los disparos del día 5 de diciembre y que siguiera por la zona.  A juicio de la Organización Agraria, el sólo hecho de que se hubiera producido un tiroteo con un arma corta, frente a dos personas que no realizan provocación alguna, debería haber requerido la realización de un operativo mayor para encontrar el arma o el autor de los disparos.

Aunque valora el dispositivo desplegado en la zona desde el día 6, UAGA considera que las informaciones que iban llegando por diversos cauces, reforzaban la idea de que el autor de los disparos en Albalate no había abandonado la zona y que se estaba escondiendo y permanecía oculto. UAGA no valora los protocolos de actuación establecidos, pero considera que la intervención de los Grupos de Reserva debió realizarse con anterioridad.

Además, UAGA entiende que constando una denuncia de robo en el propio “mas” formulada por José Luis Iranzo en la mañana del mismo día 14, era un hecho muy relevante para haber realizado una inspección más detallada en las instalaciones  el mismo día 14 y no permitir que el propio Iranzo volviera sólo al anochecer.

Chismorrea con tus amigos

Un comentario

Dejar una contestacion