Los 500Km de Alcañiz ponen el broche a la temporada deportiva de MotorLand Aragón

Chismorrea con tus amigos

La tradicional prueba de resistencia echó el telón este sábado a la temporada en el circuito de velocidad de MotorLand. Tras cuatro intensas horas de carrera, el trío formado por Manuel Cintrano, Kosta Kanaroglou y Javier Morcillo se hizo con la victoria ‘scratch’. Alex Rins, piloto de MotoGP, participó en la cita y ganó en la categoría D1, compartiendo el volante del Transam Euro Camaro con José María Roger.

MotorLand fue escenario este sábado de una nueva edición de los 500Km de Alcañiz, prueba ya considerada como el tradicional fin de fiesta de la temporada del circuito de velocidad de MotorLand Aragón. La cita, también denominada III Memorial José Antonio Vicente, deparó la victoria del Mosler MT900 de Manuel Cintrano, Kosta Kanaroglou y Javier Morcillo. Los 500Km de Alcañiz volvieron a ofrecer momentos vibrantes en la pista aragonesa, en la que brillaron los espectaculares vehículos que compitieron agrupados en diferentes categorías, establecidas según sus prestaciones. En total, participaron en el desafío 15 vehículos y 31 pilotos. Entre ellos, el piloto de MotoGP Alex Rins, que compartió con José María Roger el volante del Transam Euro Camaro de la escudería Costa Daurada. Además del programa deportivo, la jornada se completó con tandas de coches abiertas a los aficionados.

Mucha acción y espectáculo en las cuatro horas de carrera

La carrera de 4 horas de resistencia arrancó a las 13:30h. Tras la salida lanzada, el Mosler MT900 de Morcillo/Cintrano/Kanaroglou se reveló como el gran rival a batir. El trío, que minutos antes había logrado completar la vuelta más rápida en las clasificatorias (1:53.674), comenzó a exhibir un gran ritmo que le permitió comandar la prueba en sus primeros compases. Solo el Camaro de Rins/Roger parecía aguantar a su estela. Más cerrada resultaba la pelea por el tercer puesto que mantenían los dos Ginetta G55 GT4 de Dimitriev/Montserrat/De Martín y de Yeregui/Carretero.

Llegó entonces el momento de efectuar las primeras paradas en boxes y los consiguientes cambios de piloto. Tras el baile de posiciones, la carrera se estabilizó nuevamente y cumplida la primera hora el trío Morcillo/Cintrano/Kanaroglou se afianzó en la primera plaza con 32 vueltas completadas. El Ginetta de Yeregui/Carretero marchaba segundo, no muy lejos de los líderes, pero sin haber efectuado todavía su primer pit stop. Y terceros, algo más distanciados, rodaban Dimitriev/Montserrat/De Martín.

Comenzaba en ese momento la remontada de Rins/Roger. Tras el primer relevo de pilotos, su Camaro había caído a la cuarta plaza. No obstante, durante la segunda hora de carrera, fueron capaces de recuperar el terreno perdido y volvieron a situarse en segunda posición. Para entonces el Mosler de Morcillo/Cintrano/Kanaroglou dominaba la carrera con claridad, mientras que el Ginetta de Yeregui/Carretero se retiraba por problemas mecánicos.

Con los últimos relevos al volante ya completados, se afrontó el tramo decisivo de la carrera. Morcillo/Cintrano/Kanaroglou hicieron valer la ventaja labrada durante las tres horas precedentes y llevaron sin sobresaltos su Mosler hasta la meta, cruzándola en primera posición tras completar 118 vueltas. Por detrás, la emoción se mantuvo hasta el final. Los 500Km de Alcañiz pusieron a prueba la mecánica de los participantes y en los últimos compases se produjeron múltiples cambios de posiciones. La pareja Tineo/Grande se hizo con una meritoria segunda plaza ‘scratch’ al volante de su el Ford Fiesta ST. El trío Dimitriev/Montserrat/De Martín fue tercero. En cuanto al dúo Rins/Roger, se vio condicionado por el rendimiento de su vehículo y descendió hasta la sexta plaza ‘scratch’, logrando pese a todo la victoria en la División 1.

Por categorías, los triunfos fueron para: Morcillo/Cintrano/Kanaroglou, en D0; Rins/Roger, en D1; Dimitriev/Montserrat/De Martín, en D2, y Tineo/Grande, en D8.

Homenaje a José Antonio Vicente

Desde hace dos temporadas, este evento fue escogido para homenajear la figura de José Antonio Vicente. Además de presidente de la Federación Aragonesa de Automovilismo, fue cargo oficial de la Real Federación Española de Automovilismo, miembro de la Junta Directiva del Real Automóvil Club Circuito Guadalope y miembro de dirección de carrera de MotorLand Aragón. Con el hecho de dedicar a su memoria esta prueba, MotorLand quiso remarcar la pasión y dedicación que profesó a lo largo de su vida por el automovilismo, contribuyendo de forma inestimable a su crecimiento y proyección en Aragón.

 

Chismorrea con tus amigos

Dejar una contestacion