El Grupo industrial cárnico Arcoiris invertirá 6,5 millones hasta 2021 y llegará a los 600 empleos directos.

Chismorrea con tus amigos

El Presidente de Aragón defiende el valor de la agroindustria de transformación y reconoce la contribución del Grupo cooperativo al desarrollo rural.

El Grupo Arcoris es uno de los principales grupos cooperativos ganaderos de Aragón, ubicado en la comarca del Matarraña. Nacido de ganaderos libres, se ha ido expandiendo, diversificando su negocio en varias líneas paralelas y controlando todo el proceso, desde la genética hasta el producto final, lo que incluye un capítulo importante de proyectos de investigación y de notables inversiones en ampliación y mejora de sistemas.

El Presidente de Aragón, Javier Lambán, ha conocido hoy los planes de expansión de este grupo cooperativo de primer orden que, en su Plan Estratégico hasta 2021, prevé pasar de los 484 empleos directos hasta los 600 y que contempla una inversión final de 6,5 millones de euros.

El presidente ha reconocido la contribución del grupo Arcoiris al desarrollo rural, trascendiendo incluso su impacto más allá de la Comarca del Matarranya, a través de la cooperación en el ámbito agroalimentario. Igualmente, ha destacado su contribución al desarrollo de la Denominación de Origen Jamón de Teruel, ya que es uno de los principales productores y valedores.

Lambán ha hecho hincapié en el buen trabajo que viene haciendo el grupo cooperativo, esencial para el desarrollo agroalimentario y rural de Aragón, demostrando de lo son capaces las cooperativas cuando cuentan con una gestión eficaz y profesional, de lo que también el grupo es un excelente ejemplo.

El presidente aragonés cree que empresas como esta son un ejemplo de innovación, investigación, trazabilidad y producción vertical, lo que les hace más competitivas. Son verdaderas industrias cárnicas que ennoblecen un sector tan estratégico para el desarrollo de Aragón como es la agroalimentación.

Arcoiris, más que una cooperativa ganadera

Sus orígenes se remontan a 1978, con la constitución de una fábrica de piensos que sigue siendo el emblema del Grupo.

El Grupo Arcoiris tiene 484 trabajadores directos, más de 500 socios y numerosos grupos integrados. En total, 1.131, de los que 783 son de la comarca, que cuenta con algo más de 8.200 habitantes. Además de su intención de generar empleos estables, desempeña un importante papel dinamizador de la sociedad, teniendo en cuenta que en su plantilla hay un 30% de empleados inmigrantes.

Está compuesta por cuatro sociedades bases: Guco- Ganadería Unida comarcal (fábrica de piensos y servicios), Soincar (Industrialización del cerdo), Ciar (Centro de Inseminación del tocino) e Inco (Industrialización del Conejo), además de participar en otras de primer grado como 3 Reyes S.A. (sala de despiece). La fábrica de piensos y servicios cuenta con 2.500 conejos, 6000 cerdas madre, 10.000 plazas de tocino cebo y 310.000 de pollos.

Arcoiris ha hecho de la industrialización de los productos agrícolas y ganaderos del Matarraña una alternativa de futuro a través de estructuras asociativas de filosofía cooperativa. Dispone de negocios propios paralelos a la producción agropecuaria, como una agencia de transportes, gestorías, correduría de seguros, entre otros, contribuyendo a la estabilización del tejido industrial de la Comarca del Matarraña.

Entre 2015 y 2017 han invertido más de cinco millones de euros, y han recibido un millón en ayudas públicas, tanto a través del FITE como de programas de Desarrollo Rural. Tienen elaborado un plan estratégico hasta 2021 en el que contemplan una inversión final de 6,5 millones de euros y la cifra de 600 trabajadores directos.

Han realizado obras en el matadero de porcino, que incluye un túnel de oreo y una sala de despiece de concejos. En el futuro, hasta 2021, diseñan una nueva línea de fabricación en el sector de piensos, un túnel de congelación en la sala de despiece, así como una línea de matanza más rápida en el matadero de corderos, entre otras iniciativas.

Es una empresa cárnica muy diversificada que segura la trazabilidad alimentaria al completo, ya que todos los procesos de producción son propios. Es decir, que realizan el seguimiento completo del animal, a partir de la selección genética, siguiendo la alimentación, crecimiento, cría y cuidados que se le aplican.

La Investigación es una de las líneas fundamentales de actuación, muy orientada a lograr la mejor genética animal que, unido a una cuidada alimentación con piensos seleccionados, resulta una carne saludable y de calidad, incluyendo la desmedicalización a través de nuevos sistemas de alimentación. Incluyen proyectos de I+D+I y de Transferencia Agroalimentaria para la mejor genética y los mejores piensos, buscando una óptima alimentación del ganado. Con ello se consigue una mayor proporción de carne y niveles más bajos de grasa. De hecho, el 80% de la producción de piensos se destina a la alimentación del cerdo de Denominación de Origen de Teruel.

Chismorrea con tus amigos

Dejar una contestacion