El alcalde de Alcañiz reprende al PSOE por los perjuicios a los que están sometiendo a los 70.000 habitantes del Bajo Aragón

Chismorrea con tus amigos

[et_pb_section admin_label=»section»][et_pb_row admin_label=»row»][et_pb_column type=»4_4″][et_pb_text admin_label=»Texto» background_layout=»light» text_orientation=»left» text_font_size=»14″ use_border_color=»off» border_color=»#ffffff» border_style=»solid»]

El PP critica el nuevo retraso del Gobierno Lambán con el hospital de Alcañiz

Carmen Susín acusa al jefe del Ejecutivo de incumplir su palabra “porque no se inaugurará en 2019” y califica de “falsa” la recuperación de la sanidad pública durante la actual legislatura de la que se jactan los socialistas

 

No es la primera vez que la portavoz de Sanidad del Partido Popular en las Cortes de Aragón, Carmen Susín, se ve obligada a denunciar los continuos retrasos que acumula la construcción del hospital de Alcañiz desde que el Gobierno de Javier Lambán despreció el proyecto constructivo que le dejó preparado la anterior Administración autonómica para, tras un periodo excesivamente largo de indefinición,  sustituirlo por otro que ha sido seriamente cuestionado por rebajar la calidad constructiva y asistencial.

Hoy, junto al alcalde de Alcañiz, volvió a censurar el incierto recorrido constructivo del centro hospitalario durante la legislatura socialista al tiempo que alertó de la imposibilidad de terminar las obras en el plazo previsto por el  actual Ejecutivo autonómico, ni siquiera después de haber retrasado hasta el año 2022 su puesta en funcionamiento, después de que la empresa adjudicataria haya decidido ahora reducir sustancialmente la plantilla destinada en el futuro edificio con el visto bueno del Gobierno de Aragón.

“¿Recuerdan ustedes al señor Lambán prometiendo que las obras del hospital de Alcañiz estarían finalizadas en 2019? Pues no solo no están finalizadas sino que están apenas empezadas y además están paralizadas”, afirmó la portavoz popular de Sanidad, que vinculó tanto el severo retraso que afectó al inicio de la obra como el que sufre en la actualidad a la insuficiencia presupuestaria del actual Gobierno para financiar esta obra. Una incapacidad financiera que, según Susín, podría estar aprovechando el Departamento de Hacienda para desviar esos fondos a otras obras comprometidas y no ejecutadas y así poder presentarlas en periodo electoral.

En los mismos términos se manifestó el alcalde Alcañiz, Juan Carlos Gracia Suso, que a lo anterior añadió “los perjuicios que están sufriendo los habitantes del Bajo Aragón, en lo que se refiere a la atención sanitaria de esa comarca de más de 70.000 personas”. Gracia recordó cómo Javier Lambán se encontró con un proyecto constructivo factible y realista del futuro hospital cuando llegó al Pignatelli, que rechazó por motivos ideológicos “y se basó en una mentira, se basó en la mentira de la privatización y lo que empieza mal acaba mal, y en este caso se empezó con la mentira de la privatización”.

El alcalde Alcañiz también criticó la disminución de las prestaciones sanitarias del proyecto de hospital defendido por los socialistas, y dijo que “lo que no podemos admitir más es que después de peregrinar a lo largo de todos estos años para tener UCI, y que no tengan que depender nuestras vidas de si vamos a llegar o no en ambulancia por la carretera de Zaragoza hasta el Servet, pues evidentemente esto llega ya a un límite”.

En una situación similar de bloqueo, apuntó Susín, se encuentra la construcción del futuro hospital de Teruel que cosechó considerables reparos del Partido Socialista cuando estaba en la oposición pero que ha sido incapaz de impulsar mientras ha estado al frente del Gobierno. Una forma de entender la política de los socialistas, incidió, donde “no les gusta que se les manifiesten cuando gobiernan y sí manifestarse cuando no gobiernan. Son los que no han empezado el hospital de Teruel y tienen hoy paralizado el hospital de Alcañiz, a pesar de que la consejera se vaya a hacer fotos para parecer que allí hay actividad”.

LA RECUPERACIÓN DE  LOS DERECHOS SOCIALES, UNA FALACIA

Carmen Susín ha negado que la recuperación de la sanidad pública de la que se jactan los socialistas sea real, y lo ha hecho enumerando los proyectos paralizados o con avances insignificantes durante los cuatro años del Gobierno Lambán como son los retrasos en la construcción de los hospitales de Alcañiz y de Teruel, el fiasco con los centros de salud prometidos en el barrio de Jesús o la remodelación de La Jota en Zaragoza, con el Perpetuo Socorro en la capital oscense y con las poblaciones de Barbastro y Binefar, con la no realizada pese a prometida ampliación del servicio de Urgencias en el Hospital San Jorge, o la constante falta de médicos especialistas en el Hospital Obispo Polanco en Teruel, en Jaca o en Barbastro, como balance “del que venía a recuperar la dignidad de los sanitarios y de los aragoneses”, en referencia al jefe del Ejecutivo aragonés del que descalificó políticamente su lenguaje por manejarse con una “verborrea insultante y pedante que nunca debiera utilizar un presidente de un Gobierno”.

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Chismorrea con tus amigos

Deja un comentario