Educación»las pruebas extraordinarias se adelantarán de septiembre a junio»

Chismorrea con tus amigos

Las pruebas extraordinarias se adelantarán de septiembre a junio y podrán basarse en proyectos y trabajos

Educación ha enviado hoy unas directrices a los centros en las que especifica que no habrá límite de suspensos para promocionar. Los estudiantes de 4º de ESO podrán titular con tres materias sin aprobar y los de 2º de Bachillerato, con dos


El consejero, Felipe Faci, ha informado de que el currículo de 1º de ESO se organizará por áreas de aprendizaje, mientras el de Primaria se llevará a cabo con carácter general por ciclos, Además, ha dicho que el 11 de mayo se reanudará la escolarización

«Los estudiantes de idiomas en cursos de certificación realizarán el examen en septiembre, si las condiciones lo permiten, y podrán repetir si no lo superan. Para el resto se valorarán las pruebas de febrero y las tareas realizadas durante el curso»

El Departamento de Educación, Cultura y Deporte ha enviado hoy a los centros educativos y ha publicado en el BOA una orden que recoge unas completas directrices de actuación para el fin del presente curso que explican y clarifican la evaluación, la promoción y la titulación en las distintas enseñanzas regladas y en todos los niveles. Entre otras muchas medidas, la orden establece que se pueda promocionar sin un límite de materias suspendidas (aunque estas deberán recuperarse el siguiente curso), que la evaluación final se base en los dos primeros trimestres -con una posible revisión al alza por el trabajo desarrollado en el presente periodo excepcional- o la realización de un informe individual valorativo del trabajo realizado por cada alumno en el curso que sirva de base para el plan de refuerzo para el año que viene.

Las principales novedades que incluye esta orden, lanzada con carácter excepcional para este curso tras el cierre de la actividad lectiva presencial en los centros, contemplan la supresión (salvo en 2º de Bachillerato) de la prueba extraordinaria de septiembre, que se llevará a cabo a finales de junio y podrá realizarse a través de proyectos, tareas o trabajos. Además, los alumnos de 4º de la ESO podrán lograr la titulación con tres materias no superadas, independientemente de las que sean. Los de 2º de Bachillerato también obtendrán el título, de manera extraordinaria, con dos asignaturas suspensas, si solo una de ellas es troncal. En ambos casos, la superación de las materias en ese curso supondrá la recuperación de las mismas de cursos anteriores. Asimismo, para todas las etapas educativas entre Infantil y Bachillerato, una evaluación positiva del área en la tercera evaluación supondrá la recuperación de las evaluaciones pendientes anteriores.

Las instrucciones establecen cambios para el próximo curso con el objeto de favorecer el desarrollo de los aprendizajes del alumnado y la adquisición de las competencias clave. En este sentido, el consejero Felipe Faci ha adelantado que el currículo de 1º de ESO se organizará por grandes áreas de aprendizaje, no por asignaturas, mientras el de Primaria se llevará a cabo con carácter general por ciclos.

El texto incluye también a los alumnos de Formación Profesional, de Escuelas de Idiomas y Adultos, y de Enseñanzas Artísticas y Deportivas. Los estudiantes de FP también basarán su nota en las obtenidas los dos primeros trimestres de curso, con la posibilidad de su revisión al alza por su esfuerzo en las actividades a distancia. El módulo de proyecto podrá realizarse por medios telemáticos.

En el caso de los estudiantes de Idiomas, aprobarán curso de manera general basándose en el examen de febrero y el seguimiento de las tareas que se han propuesto a distancia, salvo para aquellos que se encuentren en un nivel de certificación, que deberán someterse a una prueba presencial en el mes de septiembre. Esto no significa que pierdan una convocatoria ya que, de no superarla, podrán repetir el curso aunque hubieran llegado al máximo concedido para cada etapa.

El consejero de Educación, Cultura y Deporte, que ha estado acompañado de la SGT de su Departamento, Estela Ferrer, ha dado a conocer hoy estas novedades, y ha declarado que el curso 20-21 será “una continuidad del presente”. También ha explicado que el proceso de escolarización, que tuvo que suspenderse a mitad por el cierre de la actividad lectiva presencial en los centros, se retomará el próximo 11 de mayo. Los detalles serán presentados próximamente, ya que se habilitarán más días (un total de cino) y más medios para facilitar los trámites a todas las familias que no hubieran podido pedir plaza hasta ahora.

Infantil, Primaria, ESO y Bachillerato

El curso acabará el 19 de junio en Infantil y Primaria y el día 23 en la ESO, aunque la actividad docente continuará en ambos casos hasta el día 30. En el caso de 2º de Bachillerato, el curso también finalizará el 23, pero las sesiones de evaluación final se celebrarán con la antelación suficiente para poder enviar las calificaciones antes del 4 de junio a la Sección de Acceso de la Universidad de Zaragoza. Entre el 23 de junio y el inicio de la EVAU, que en Aragón dará comienzo el día 7 de julio, la actividad docente debe ir dirigida a la preparación de la prueba.

El trabajo en la tercera evaluación debe servir para reforzar o recuperar los contenidos de la primera y de la segunda que se consideren básicos en cada área, de manera que los que no alcanzaran las competencias clave lo puedan hacer ahora y sirva de consolidación para el resto. De manera excepcional, se podrán impartir contenidos nuevos, que sólo serán tenidos en cuenta para la mejora de la evaluación, ya que se considerarán contenidos del próximo curso. En el caso de 2º de Bachillerato, se podrán incorporar nuevos contenidos solo si se consideran imprescindibles para la EvAU.

Durante lo que resta del curso, los tutores de cada grupo continuarán coordinando al resto del equipo docente con el fin de que la programación sea equilibrada entre las distintas áreas y asequible para su realización en las condiciones actuales.

Respecto a la evaluación, y para que ningún alumno o alumna se vea perjudicado por las actuales circunstancias, se basará en las evaluaciones realizadas hasta la interrupción de las actividades presenciales y se tendrá en cuenta el trabajo durante este periodo, especialmente la actitud y esfuerzo demostrados, para poder revisarse al alza, nunca con carácter negativo. Una evaluación positiva del área en la tercera evaluación supondrá la recuperación de las evaluaciones pendientes anteriores. Además, se propone la realización de un informe individual valorativo del trabajo de cada alumno, según el acuerdo alcanzado en la última sectorial, que servirá de base para el diseño del plan de refuerzo o la reorientación de las programaciones didácticas para el curso que viene.

En el caso de la ESO y 1º de Bachillerato, el alumnado con materias pendientes tiene derecho a realizar una prueba extraordinaria para superarlas. Estas evaluaciones no se realizarán en septiembre y podrán concretarse en proyectos, trabajos y tareas. Para 2º de Bachillerato, la evaluación extraordinaria sí se llevará a cabo en septiembre y podrán concretarse a través de pruebas presenciales, pero también de proyectos o trabajos.

La promoción será la norma general en todos los cursos, sin tener en cuenta limitaciones por número de áreas con calificación negativa. La repetición solo se considerará por parte de un centro para ayudar al alumno o alumna a favorecer su competencia personal y social, así como su posterior promoción académica. Quienes promocionen sin haber superado todas las materias seguirán los planes de refuerzo que establezcan los Departamentos didácticos en el curso 2020/2021. En Bachillerato, el criterio de promoción no será diferenciado por materias sino integrado, tomando como referencia el progreso del alumno y la adquisición de las competencias clave.

La titulación en la ESO se obtendrá de manera automática cuando el alumno o alumna no tenga más de tres materias de cuarto curso no superadas, independientemente de cuáles sean estas. A los efectos del cómputo del número de materias, no se considerarán las pendientes de cursos anteriores. La superación de las materias de 4º curso supone la superación de las materias de cursos anteriores que tengan la misma denominación.

La titulación de Bachillerato podrá lograrse de manera excepcional cuando el alumnado tenga dos materias no superadas, siempre que solo una de ellas sea troncal, y que se considere que ha alcanzado a lo largo de la etapa las competencias clave. Aquellos que tengan materias suspendidas en 2º de Bachillerato podrán matricularse el siguiente curso solo de ellas, sin necesidad de repetir el curso entero.

Formación Profesional y FP dual

Por lo que respecta a la Formación Profesional, las actividades lectivas finalizarán el día 23 de junio. Se fija el 10 de junio como último día para realizar las evaluaciones finales mientras que el 22 será la fecha final para la segunda convocatoria. Asimismo, la segunda convocatoria de evaluación final de este curso 2019/2020 no computará en el número máximo de convocatorias legalmente establecido.

También en la FP el tercer trimestre debe servir para reforzar los contenidos impartidos hasta el cese de las actividades lectivas, además de aplicar medidas excepcionales para la realización de los módulos de FCT (Formación en Centros de Trabajo) y Proyecto. Se plantea asimismo como en el caso entre Infantil y Bachillerato un plan de refuerzo de cara al curso que viene y un informe individual de cada alumno.

El Departamento establecerá, asimismo, un nuevo calendario para las pruebas de acceso y admisión a las enseñanzas de Formación Profesional, que se realizarán de forma presencial durante la última semana del mes de junio.

La evaluación se realizará a partir de las evidencias obtenidas en la 1ª y 2ª evaluación y las actividades desarrolladas en el tercer trimestre, siempre que ello favorezca al alumnado. Para aquellos alumnos que no pudieran realizar el módulo de FCT se propondrá un plan de recuperación individualizado. El equipo docente podrá acordar, de manera excepcional, el acceso al módulo de FCT, con módulos pendientes de 1º o 2º pero la calificación estará condicionada a la superación de dichos módulos. Por lo que se refiere al módulo de Proyecto, se podrá presentar y defender por medios telemáticos. En el caso de la modalidad a distancia, la prueba final presencial será sustituida por una prueba realizada a través de la plataforma de FP a distancia.

Los criterios de titulación no experimentan modificación alguna.

Los estudiantes que cursan un ciclo formativo en modalidad dual y ésta se haya visto interrumpida por las circunstancias derivadas de la crisis sanitaria, podrán entender extinguido el convenio con la empresa colaboradora y proceder, si fuera preciso, a realizar los cambios oportunos en sus matrículas y documentos de evaluación previstos para este tipo de enseñanza.

Enseñanza de Idiomas

En el caso de las enseñanzas de idiomas de régimen especial, el Departamento de Educación, Cultura y Deporte ha establecido que en el caso de los cursos no conducentes a certificación (A1, B1.1, B2.1 Y C1.1.) la convocatoria prevista para el mes de mayo se realice de manera no presencial. Así las cosas, la evaluación para la promoción del curso 2019-2020 constará de pruebas no presenciales y se llevará a cabo teniendo en cuenta especialmente el resultado de las pruebas realizadas a mitad de curso, así como las calificaciones de los trabajos desarrollados por el alumnado, tanto dentro como de fuera de clase, recogidos desde el comienzo del curso escolar 2019-2020. Esta calificación irá expresada en términos de Apto/No Apto/No presentado. El alumnado que no obtenga una evaluación positiva podrá disponer de la convocatoria presencial única prevista para el mes de septiembre, siempre y cuando la situación lo permita. La certificación del nivel A2 se llevará a cabo de la misma manera, aunque la evaluación final para la certificación podrá complementarse con otras pruebas, tareas o producciones, si se considera necesario, a través de medios exclusivamente telemáticos.

En el caso de los cursos de certificación de niveles Intermedio y Avanzado, el Departamento de Educación contempla una convocatoria única para obtener la certificación de cada uno de los niveles, que se desarrollará en septiembre, siempre que las autoridades sanitarias lo permitan. En cualquier caso, el alumnado no perderá una convocatoria, ya que el presente curso no computará y podrá repetir el próximo aunque hubiera llegado ya al tope establecido para cada nivel. Asimismo, se establece que no se computen las faltas de asistencia del alumnado oficial a las clases presenciales, por lo que no se perderá el derecho de plaza para el curso siguiente por ese motivo.

Por lo que respecta a la evaluación de los cursos conducentes a certificación del alumnado libre de los niveles A2, B1, B2, C1 y C2 para alumnado en régimen libre, queda establecida una única convocatoria en septiembre si las condiciones sanitarias lo permiten. De no ser así, se realizaría en el primer trimestre de 2021.

Enseñanzas Artísticas y Deportivas

Al igual que en el resto, en la enseñanzas deportivas elementales y profesionales de música y de artes plásticas y de diseño se mantiene la fecha prevista para la finalización de las actividades lectivas. Asimismo, la convocatoria extraordinaria de septiembre se pasa a junio. También en este caso, durante el tercer trimestre el profesorado tendrá que reforzar los contenidos impartidos hasta el cese de la actividad lectiva presencial, reforzar la orientación y seguimiento de alumnado, así como elaborar un informe individual de cada estudiante. Los criterios de evaluación y promoción serán similares a los aplicados en el resto de enseñanzas.

En otro orden de cosas, las pruebas generales de acceso a las enseñanzas deportivas se realizarán en la última semana del mes de junio, de acuerdo con un nuevo calendario. Asimismo, en el caso de los ciclos formativos de Grado Medio y Superior de Artes Plásticas y Diseño y en las Enseñanzas Superiores de Diseño, Conservación y Restauración de Bienes Culturales, el proceso de inscripción en las pruebas de acceso (prueba general, específica y de madurez) y su realización tendrá lugar en la segunda quincena del mes de junio. Por lo tanto, se permitirá, de manera condicionada, la participación en el proceso de admisión a estas enseñanzas del alumnado que elija esta vía de acceso. Se procederá de igual forma con la Enseñanzas de Música y Danza (Enseñanzas Elementales y Profesionales) y Enseñanzas Superiores de Música.

Por lo que respecta a los criterios para alcanzar la titulación en las distintas enseñanzas, en el caso de las deportivas, el alumnado debe superar el módulo de formación práctica con las modificaciones previstas, sustitución por unas actividades relacionadas con el entorno laboral, y, en su caso, el módulo profesional de proyecto final que ya se desarrollaba sin actividad presencial.

En las enseñanzas elementales de Música y Danza se requiere la obtención de calificación positiva en la totalidad de asignaturas que integran el currículo. No obstante, se flexibilizarán los objetivos, contenidos y criterios de evaluación, favoreciendo su logro y, en consecuencia, la titulación.

En el caso de enseñanzas profesionales de Música y Danza, los alumnos alcanzarán el título profesional si superan las enseñanzas profesionales de la especialidad correspondiente. Se tendrá especial deferencia con los alumnos de 6º curso con calificación negativa en hasta dos asignaturas en la evaluación final de junio. Asimismo, el alumnado que finalice las enseñanzas profesionales de Música o Danza y hayan obtenido el título de Técnico de las Enseñanzas Profesionales de Música o de Danza, podrá obtener el título de Bachiller si ha cursado y superado las materias generales del bloque de asignaturas troncales de la modalidad de Bachillerato que el alumno elija. Se tendrán en cuenta criterios de flexibilización similares a los aplicados en 2º de Bachillerato para titular.

En las Enseñanzas profesionales de Artes Plásticas y Diseño no se modifican los criterios de titulación, pero se deberán flexibilizar los objetivos generales, las competencias profesionales propias del ciclo, y criterios de evaluación fijados para lograr la titulación.

Educación de personas adultas

Tal y como se ha previsto en el conjunto de enseñanzas en la Comunidad Autónoma, la educación de personas adultas en el tercer trimestre centrará sus esfuerzos en detectar necesidades, mantener vínculos, ofrecer recursos, apoyo y acompañamiento, algo que servirá a los centros para valorar fortalezas y debilidades de cara a planificar la oferta formativa y el inicio de la actividad docente del próximo curso escolar. Este tipo de enseñanzas flexibilizarán el currículo tanto de este curso como del próximo para que, en septiembre, se puedan dedicar con el alumnado unas sesiones tendentes a clarificar conceptos fundamentales que les capaciten para seguir sus aprendizajes de forma idónea.

Los centros y su profesorado podrán realizar actividades de evaluación del tercer trimestre en el caso de los cursos tendentes a certificación oficial o titulación, con especial atención, por otra parte, a aquellas personas más vulnerables. En cualquier caso, la evaluación será formativa y valorará el grado de desarrollo de los aprendizajes.

Chismorrea con tus amigos

Deja un comentario